Insta China a EU a mantener acuerdo

EFE

Beijing, China (30 mayo 2018).- China aseguró hoy que la imposición de aranceles del 25 por ciento a determinados productos chinos con tecnología industrial significativa, anunciada por la Casa Blanca, va en contra del consenso alcanzado por ambas partes durante las negociaciones mantenidas para evitar una guerra comercial.

El Ministerio de Comercio chino reconoció en un comunicado que el anuncio de estos aranceles sorprendió a la nación pero, por otra parte, entraba "dentro de las expectativas", por lo que instó a Washington a actuar de acuerdo con el espíritu del reciente acuerdo bilateral.

La Administración de Donald Trump anunció este martes que impondrá un arancel del 25 por ciento, por un valor de 50 mil millones de dólares, a las importaciones chinas que contengan tecnología industrial que Washington considera violan la normativa de propiedad intelectual.

"Cualesquiera que sean las medidas que tome EU, China tiene la confianza, la capacidad y la experiencia para defender los intereses del pueblo chino y los intereses fundamentales del país", advirtió el Ministerio.

La tensión entre ambas potencias aumenta de cara al previsto viaje a Beijing, este fin de semana, del Secretario de Comercio de EU, Wilbur Ross, con el objetivo de continuar con las negociaciones en materia arancelaria y comercial.

Mientras tanto, la Cámara de Comercio de Estados Unidos en China (Amcham, por su acrónimo en inglés) destacó hoy que amenazar con la imposición de aranceles es "una táctica de negociación útil y poderosa" y que gracias a ella "China se ha sentado en la mesa de negociación de la forma más seria en que lo había hecho nunca".

"Los aranceles son un instrumento directo que a veces provoca daños colaterales, pero han generado una intensa discusión con China que nunca antes había tenido lugar. Si no hay presión, no habrá negociación seria, así que en ese sentido es positivo", afirmó William Zarit, director de la Cámara, en rueda de prensa en Beijing.

Este organismo -representante del tejido empresarial estadounidense en este país asiático- presentó hoy las conclusiones de su Libro Blanco anual, un estudio que espera "sirva como herramienta para las negociaciones entre EEUU y China en materia comercial".

En este documento, la Amcham urge al Gobierno de Beijing a que realice una verdadera apertura de su economía, haga el ambiente empresarial más transparente y predecible; sea más justo, claro y consistente en la regulación, y promueva la reciprocidad en la inversión y la igualdad de condiciones para las empresas.

Las prioridades, señalaron, son la construcción de la confianza a través de la claridad y la consistencia, la promoción del desarrollo mediante la inversión abierta, y el estímulo de la innovación por medio de la cooperación global.

Comparte este contenido:

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest