Pronostican beneficios por las reglas de origen

#TLCAREVISIÓN. Esperan que empresas busquen polos más eficientes para producir. Alerta Instituto que imponer en TLC reglas más complejas crea ineficiencias

Modificar el sistema de reglas de origen en el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) para incrementar el contenido regional beneficiará directamente a México y Canadá, no a Estados Unidos, dice el Instituto Peterson de Economía Internacional (PIIE, por sus siglas en inglés).

En la notificación que la Administración de Donald Trump entregó a su Congreso para renegociar el acuerdo, se enfatiza que un modo de incrementar la producción local en EU es mediante el aumento de estas normas, pero el documento «Racionalizando las reglas de origen en TLCAN», dice lo contrario.

«Si bien usar más partes producidas en Canadá, México o Estados Unidos beneficia la producción regional, también hace que ésta sea menos eficiente y eleve los precios del producto final.

«En el punto que las reglas de origen trasladen la producción de partes desde polos más eficientes hacia plantas mexicanas o canadienses, es una pérdida pura en el bienestar para los ciudadanos estadounidenses, que pagarán más sin beneficiarse de la creación local de empleos», dice el documento.

Cuando se negoció el Acuerdo de Asociación Transpacífica (TPP, por sus siglas en inglés), tanto México como Canadá estaban familiarizados con estas condiciones y en consecuencia, aceptaron sin reparos que se incrementaran los porcentajes en algunas industrias.

Sin embargo, el PIIE advierte que reglas de origen muy complejas crean ineficiencias administrativas, las cuales son complicadas de cumplir y añaden costos a productores de los insumos y a quienes las utilizan.

«Para que se garantice la libre circulación en el área TLCAN, se requiere que las compañías documenten el origen de las partes utilizadas en la producción y emitan un certificado de origen», explica.

En caso que las reglas de origen sean demasiado complicadas, puede llegar incluso un punto en que los productores decidan mejor utilizar insumos importados aunque no se cumplan las reglas de origen y, en consecuencia, no se les otorgue la facilidad arancelaria.

Esto ocurriría en el caso que el componente importado sea mucho más barato y los costos de pagar el arancel se balanceen.

«Los exportadores tienen que balancear el costo de cumplir con la regla de origen respecto al descuento arancelario recibido. Si el arancel es bajo y los insumos extranjeros son relativamente fáciles de conseguir, las compañías podrían decidir desechar las preferencias otorgadas por el TLCAN».

También, ocurre que las reglas de origen crean una barrera de entrada a las cadenas de valor para las pequeñas y medianas empresas, debido a que la mayor parte de las veces, éstas no pueden costear los antes mencionados certificados de origen.

Correlación

Hay una correlación entre el porcentaje exigido por las reglas de origen y el arancel cobrado, que dice que mientras más estricta sea más alto es el impuesto cobrado.

Tipo de regla de origen* Arancel promedio
1 4.0
2 3.8
3 5.3
4 5.5
5 5.8
6 8.0
7 12.0%

*En una escala donde 1 es más laxa y 7 más estricta

Fuente: PIIE

Comparte este contenido:

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest