Las 5 condiciones para renegociar el TLCAN sin perder ante Trump, seg;&uacuten Serra Puche

Por Gabriela Jiménez

Ciudad de México, 25 de febrero (SinEmbargo/EconomíaHoy). El debate entorno a la relación comercial entre México y Estados Unidos, y en particular del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) es un tema “de racionalidad más que de complejidad” de acuerdo con Jaime Serra Puche, ex Secretario de Hacienda y de Comercio de México en la década de los noventa.

Serra, quien fue uno de los negociadores del TLCAN, asegura que los argumentos que esgrime Donald Trump para salirse o modificar el acuerdo comercial entre México, Estados Unidos y Canadá, están llenos de debates de corto plazo y reacciones viscerales que no permiten aclarar la tendencia real de sus intenciones. No obstante, México debe tener claro que a diferencia de hace 25 años, hoy las tres naciones están “en el mismo lado de la mesa” y no son adversarias.

Sobre el principal argumento de Trump para renegociar el Tratado -que Estados Unidos tiene un gran déficit comercial con México- el economista asegura que no es el TLCAN la causa, sino un problema de ahorro del país vecino. De hecho, los déficits comerciales de EU con China (56 por ciento), la Unión Europea (17 por ciento) y Japón (10.6 por ciento) son mucho mayores al que tiene ese país con México, del 8.9 por ciento, y entre Estados Unidos y dichos países no existe un tratado de libre comercio.

¿MODERNIZAR O PROTECCIONISMO?

El también presidente del Consejo de Actividades Internacionales de la Universidad de Yale, asegura que antes de sentarse a la mesa de negociaciones es fundamental que el gobierno mexicano haga una profunda reflexión sobre si la renegociación se hará para modernizar el tratado o para introducir elementos de proteccionismo que no se sustentan con la realidad económica global, que hoy en día compite comercialmente por regiones, gracias a tratados como el pionero TLCAN.

En esa línea, Serra propone que la renegociación se haga bajo las siguientes cinco condiciones:

1. Que sea una negociación trilateral. Canadá debe estar presente como el socio que es del acuerdo, y debe evitarse negociar bilateralmente. Al respecto, el gobierno canadiense ya se ha pronunciado, abogando por una postura de negociación en la que las tres partes participen y trabajen juntas.

2. Stand Still. Las reglas del juego deben permanecer iguales mientras no se llegue a un acuerdo, y pese a que las negociaciones estén en curso. Un tuit no puede alterar las normas establecidas por el acuerdo.

3. Evitar las medidas proteccionistas. Debe evitarse a toda costa cualquier atisbo de proteccionismo, expresado en aranceles, pues estos “atentan contra la competitividad de la región de América del Norte” y encarecerían exponencialmente los productos que las tres naciones comercian y producen juntas. Los automóviles, por ejemplo, antes de estar terminados cruzan alrededor de 14 veces la frontera entre México y Estados Unidos, de manera que pagar aranceles por cada cruce elevaría “absurdamente” su costo.

4. Que el comercio se rija por normas establecidas. Ninguna parte debe poder actuar fuera del marco de reglas pactadas en la negociación, pues esto le restaría seguridad a la región, se perdería la confianza y la certidumbre de los inversionistas.

5. Incorporar nuevos temas al tratado. Es necesario que el TLCAN introduzca los grandes avances tecnológicos y de innovación que se han dado en los últimos 25 años. En 1994, explica Serra, “el gran avance era el fax”, hoy es necesario que el Tratado contemple temas como el internet, regulación institucional, propiedad indust

Comparte este contenido:

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest