Analiza la OCDE subastas de CFE

Dayna Meré

Cd. de México (15 enero 2018).- La Comisión Federal de Electricidad (CFE) debe mantenerse informada sobre el mercado al que dirige sus licitaciones con investigaciones integrales, pero también del actuar de sus funcionarios de compras, mediante su capacitación constante en temas de colusión.

El estudio "Combate a la colusión en licitaciones en México: una revisión de las reglas y prácticas de contrataciones de la CFE", de la OCDE, menciona que CFE debe asegurar la independencia de la nueva unidad de investigación de mercado de la compañía.

Ello, para permitir que esta unidad defina el alcance de la investigación de mercado y produzca mejores resultados.

Asimismo, emitir una guía que establezca los principios para realizar investigaciones de mercado y obtener información del mayor número posible de fuentes.

Pero la OCDE hace énfasis en sensibilizar a los funcionarios de compras mediante el establecimiento de una capacitación regular sobre colusión, e incluso crear un sistema para informar sobre sospechas de colusión en compras.

En junio del año pasado, Grupo IUSA y la empresa Controles y Medidores Especializados (Conymed) fueron denunciadas ante la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) por prácticas monopólicas absolutas.

La denuncia, interpuesta por el Despacho de Investigación y Litigio Estratégico (DILE), brazo jurídico de Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI), señala que ambas empresas se pusieron de acuerdo para participar y resultar ganadoras en licitaciones de la
CFE para la adquisición de medidores de luz.

La OCDE destaca en el documento "Aspectos clave del Estudio de 2018 de la OCDE Sobre las Reglas y Prácticas de Contrataciones de la CFE en México" que la manipulación de licitaciones es un riesgo grave y generalizado que afecta a las compras públicas en todo el mundo y cuesta miles de millones de dólares a los contribuyentes.

Añade que cuando las empresas se coluden, el costo de los bienes y servicios puede aumentar en 20 por ciento, y que este porcentaje puede ser aún mayor.

El organismo internacional reconoce que el nuevo régimen de adquisiciones de la CFE ya toma en consideración los riesgos de colusión en licitaciones, pero también que se deben realizar mayores esfuerzos para hacer que las compras de la CFE sean más competitivas.

"Uno de los hallazgos más destacados del informe es que los criterios para decidir llevar a cabo una investigación completa de mercado no toman en cuenta el riesgo de manipulación de licitaciones o el nivel de competencia", resalta la OCDE.

Comparte este contenido:

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest