Producirá Chihuahua el 80% del algodón del país

Productores de algodón esperan generar un poco más de un millón 100 mil pacas, el 80 por ciento de la producción nacional, en una superficie cultivable de 153 mil hectáreas en el estado de Chihuahua, se informó durante la Reunión Binacional de Erradicación del gusano rosado y picudo del algodonero.

Directivos del Comité Estatal de Sanidad Vegetal de Chihuahua y la Dirección General de Sanidad Vegetal enfatizaron sobre la importancia de que no se descuiden las acciones de detección y erradicación de plagas, ya que se identificó un brote de picudo en Durango a siete kilómetros de la frontera con Chihuahua y se requerirá una inversión de 200 a 300 mil pesos en una semana para poder controlar un posible brote en la entidad.

No obstante, precisaron que el riesgo es mínimo si se considera que a lo largo de la carretera no hay cultivos de algodón establecidos.

En el estado de Chihuahua las principales zonas productoras de algodón son: Ahumada, Ascensión, Ojinaga y Buenaventura, y en menor importancia, los municipios de zona centro-sur que incluye Meoqui, Delicias, Saucillo y Camargo.

Ricardo Acosta Pérez, presidente del Comité Estatal de Sanidad Vegetal de Chihuahua, informó que el desarrollo del cultivo del algodón depende mucho de la especulación o del mercado internacional sobre el precio del mismo.

Agregó que si hay buenas expectativas de precio, el agricultor se anima y establece más que suficiente, por lo que ha habido años donde se ha bajado el cultivo porque no hay precios buenos.

Este año hubo una mayor superficie establecida y como no hay buen precio, puede ser que eso impacte para el establecimiento de la superficie sea menor.

Acosta Pérez indicó que lo que preocupa ahora es la participación de los productores que le corresponde para la sanidad vegetal del cultivo, para lo cual se reciben apoyos del Departamento de Agricultura de Estados Unidos, que aporta una cantidad importante de material, al igual que Senasica.

Dijo que se tiene que ver que los productores no dejen de hacer lo suyo, ya que si se confía en que no hay plagas y no es necesario monitorear, y si ahora se ve como un gasto, en realidad es una inversión, pues si llega a aparecer la plaga se puede estar en condiciones óptimas de solventarlo.

Apuntó que muchos de los productores de ahora no vivieron la época en la que se tenían problemas con las plagas, y no tienen la experiencia de lo que es y el gasto que eso representa.

Estimó que los apoyos en material que proporciona el Departamento de Agricultura de Estados Unidos para el control de plagas deba tener una inversión de unos 20 millones de pesos. También el Gobierno federal hace lo propio con recurso necesario con flota de personas, sus salarios, pero vienen otros gastos que sólo con el apoyo de los productores se pueden solventar.

A su vez, Alfonso Soto Martínez, gerente del Comité Estatal de Sanidad Vegetal, dijo que a la reunión binacional acudieron productores de algodón y propietarios de despipitadoras, de las cuales, tan sólo en la entidad hay unas 36 con modelos recientes.

153 mil Hectáreas de superficie cultivable hay en el estado

Comparte este contenido:

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest

Bóxers

Pantalones de mezclilla para caballero (2a edición)