Prevén baje participación de mujeres en trabajos

Académicas advirtieron que la participación de las mujeres en el mercado laboral podría reducirse tras la pandemia por Covid-19.

Esto debido a que aumentó su carga de trabajo en el hogar y el regreso a las actividades remuneradas no se están dando a la par de la reapertura de escuelas y de servicios de cuidado.

Landy Sánchez, profesora investigadora del Centro de Estudios Demográficos, Urbanos y Ambientales del Colegio de México (Colmex), explicó que antes de la crisis sanitaria la participación femenina en el mercado laboral ya se encontraba estancada, y se espera que ante la reactivación económica ésta se reduzca aún más.

Lo anterior, detalló, porque la pandemia generó un incremento en el trabajo de cuidado de las mujeres debido a que sus hijos dejaron de acudir a las escuelas o por el cierre temporal de servicios de cuidado, así como la atención a adultos mayores e incluso de familiares enfermos.

Durante el diálogo virtual «Doble carga, doble riesgo: el trabajo de las mujeres durante la pandemia», organizado por el Colmex, señaló que el trabajo doméstico también aumentó derivado del confinamiento social e incluso porque entre las acciones de prevención se encuentran la desinfección constante de espacios.

La especialista dijo que según los datos disponibles, la carga del trabajo de cuidado para las mujeres de 15 años y más es de 26 horas semanales, en comparación con los hombres que es de sólo seis horas.

Mencionó que aunque estas cargas disminuyen para las mujeres que trabajan, aún en estos casos las brechas siguen siendo grandes.

Aunado a ello, indicó, la reactivación económica se está dando en sectores esenciales en donde tradicionalmente hay poca participación femenina, como la minería o la construcción.

Informó que, según datos oficiales, las tasas de ocupación femenina más altas las presentan los sectores de servicios y hospedaje, los cuales actualmente no son considerados actividades esenciales.

Pero aún cuando no fuera así, afirmó, el hecho de que dicha reactivación no se dé a la par del reinicio de actividades escolares y de los servicios de cuidado, provoca que las mujeres tengan pocas posibilidades de reincorporarse al mercado laboral, ante la falta de opciones para suplir el cuidado que ellas proporcionan.

Ana Escoto, profesora investigadora de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM, comentó que en materia de actividades esenciales, los hombres representan el 47 por ciento de la fuerza laboral, y las mujeres el 43 por ciento.

No obstante, estas cifras no consideran los sectores de la minería, construcción y ensamble automotriz, las cuales se agregaron recientemente.

Dijo que en estas actividades la mayor participación de las mujeres se encuentra en el sector de la producción y venta de alimentos y bebidas, así como en el sector salud, en donde ellas representan el 75 por ciento del personal sanitario.

Respecto a las actividades no esenciales, reconoció que hay una gran participación del sector femenino en el trabajo doméstico, en donde existe una enorme incertidumbre.

«Incluso en la definición de lo esencial y no esencial necesitamos políticas de género porque las consecuencias se están viviendo por género», añadió.

La especialista informó que los hombres destinan 43.8 horas al trabajo remunerado y 5.9 horas al no remunerado, en contraste con las mujeres, cuya relación es 36.3 y 22.5, respectivamente.

Escoto consideró que la pandemia permitió revalorizar el trabajo de cuidado que las mujeres realizan, y un ejemplo es que la primera línea de atención de pacientes con Covid-19 está conformada de manera muy importante por ellas.

Indicó que justo ahora que la emergencia está obligando a realizar cambios en el sector laboral, es necesario que dicho reconocimiento se traduzca en mejores remuneraciones y condiciones de trabajo para ellas.

Comparte este contenido:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest