MIND Ciudad de México

Manuel Herrera, de Concamin, y el jefe del Gobierno de la CDMX, Miguel Mancera, pondrán la primera piedra de la sede de México Innovación y Diseño (MIND), programa que, con una inversión de 165 millones de pesos, en Jalisco ha logrado proyectos privados por un valor superior a los mil millones de pesos en el proceso de vinculación de talento con universidades y con la industria.

En la Ciudad de México se replicará el MIND de Jalisco y se convertirá en la sede nacional para apalancar el Sistema Nacional de Innovación Empresarial (SNIE), porque la estrecha coordinación alcanzada por Concamin con el Consejo Coordinador Empresarial, que preside Juan Pablo Castañón, ha facilitado la instalación de un Comité de Innovación y Tecnología en el que participa Víctor Gutiérrez, y cuyo Comité de Obra lo encabezará Mario Salazar, presidente de la Camara Nacional de Empresas de Consultoria. MIND es apoyado por el gobierno federal, su Comisión de Productividad y Competitividad, así como universidades públicas y privadas y el sector privado, y la sede, Ciudad de México, en el terreno que tiene la Concamin. La intención en MIND es lograr todos los proyectos del Comité Intersectorial de Innovación, para impulsar el avance tecnológico, la vinculación dual (empresa/academia), la productividad y que se concreten los proyectos del Grupo de Alto Nivel (ya tiene cuatro) y se articulen nuevos.

¿Por qué vincular el SNIE a MIND?  Opino que es un cambio estratégico, porque la competitividad y productividad es prioridad del sector privado, y el sector público debe acompañarla y propiciarla, no desarrollarla. De hecho, hay avances importantes en la agenda que ni siquiera se consideran parte de ella, pero que prueban la eficiencia de los acuerdos alcanzados en el Comité de Productividad y Competitividad, que preside y coordina el secretario de Hacienda, José Antonio González Anaya.

De entrada, ya se construyó el Índice Nacional de Competitividad, que publicó el Inegi el 15 de noviembre, y que transita con claridad de índices que miden expectativas (como el WEF, el Doing Business o el del Imco) a mediciones concretas para tomar decisiones de política pública y estrategia privada (durante 2016, el INC registró un aumento de 2.81%. A lo largo del periodo analizado, este índice registra una tendencia creciente de 8.67%. En 2010, el valor inicial del INC fue de 97.27 y en 2016 alcanzó un valor de 105.71).

En segundo lugar, se está construyendo el Simulador de Impacto de Proyectos de Inversión en Infraestructura en México, que no sólo debe probar rentabilidad social y económica, sino además encontrar vinculaciones claras, transparentes y óptimas para insertar en ellos al sector privado. Al respecto, le comento que como parte de la mesa de inversión público/privada del comité, ya se formó el Centro para Evaluar Proyectos de Inversión, bajo la coordinación de la subsecretaria de Hacienda, Vanessa Rubio.

Para ello, se tomó la base que inició Alejandro Díaz de León cuando era director general de Bancomext y, la decisión fue llevarlo hacia Banobras, que dirige Alfredo Vara. La vieja dirección de Relación con Inversionistas se potenció al integrarse con la de “Proyectos México” de Banobras, se tiene una propuesta más sólida y articulada para evaluar en ese centro los proyectos de inversión, para definir cuáles se convierten en PPS, APP, cuáles —inclusive propuestos por el sector privado— se integran al Banco de Proyectos de Desarrollo, se les evalúa con participantes del la Amexcap, AMIB y ABM para ver cómo se estructuran mejor y cómo se financían. Se formó una mesa de inversión y un centro para evaluar los proyectos de inversión, cuál se convierte en PPP, en APP,  banco de proyectos de desarrollo.

En el banco ya hay cerca de 40 PPS, y un buen número de APPs y, dado lo bilingüe del mismo y  que se ha subido al Global Infraestructure Fund, han comenzado a rendir frutos. Son cerca de 400 proyectos de todo tipo, incluyendo muchos de energía: en electricidad hay 193: 50 en transporte, cuatro en turismo e inmobiliario, 17 en infraestructura social, agua y medio ambiente 11, otros 158 en hidrocarburos (y creciendo) y, dos en telecomunicaciones.

En tercer lugar, y supongo que Otto Granados, el actual secretario de Educación, lo tiene en la prioridad, es la construcción de la Agenda de Educación y Creación de Talento. Este comité lo preside la SEP, y no sólo considera la atracción de talento o la generación, sino también la retención de talento. Y por último, la agenda prioriza el encadenamiento productivo, pues la intención es subir del 30-35% a 70% del valor que se incorpora en México en las cadenas productivas globales, tema que coordina particularmente el CCE con la Secretaría de Economía de Ildefonso

Guajardo, considerando que el reto más grande de la industria en todas sus dimensiones es transitar la migración digital.

Hoy, Concamin lleva siete mil millones de dólares registrados entre cámaras y asociaciones en proveeduría nueva y ampliada, pero el primer diagnóstico indica que hay un mercado inicial de 100 mil millones de dólares en creación de valor en relaciones B2B.

Así las cosas, MIND Ciudad de México será un centro articulador, pero cada MIND estatal deberá realizar su propia tarea. Ya hay nueve en propuesta, además de Guadalajara y CDMX.

De Fondos a Fondo

#SucesiónConcamin. A todos les quedó claro que el proceso de elecciones en la Concamin, además de incluyente y democrático, será corto y transparente. Concamin, que preside Manuel Herrera, entregó a todos los presidentes de las cámaras activas que han cubierto sus cuotas la carta-invitación (hay dos que no existen: Canitec, que presidía Alejandro Puente, y entró en proceso de disolución en 2015, y la también inexistente Cámara Nacional de la Industria Forestal y, otras siete cámaras que tienen tiempo sin pagar sus cuotas por la falta de contribución de sus agremiados), por lo que dicen que el número 33 podría ser el cabalístico para mostrar mayoría en la “primera vuelta”, en el entendido de que quien llegue al Consejo del 25 de enero, donde se revela quién queda inscrito para competir, sabe que el primer respaldo no obliga al emisor a mantenerlo al momento de la votación en marzo.

Comparte este contenido:

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest