La holandesa G-Star Raw lleva a concurso a su filial en Estados Unidos

El coronavirus continúa golpeando a la moda. La compañía holandesa de denim G-Star Raw ha llevado a concurso de acreedores a sus filiales de Estados Unidos y Australia tras el impacto de la pandemia.

En Estados Unidos, la compañía se ha acogido al chapter 11, el equivalente estadounidense al concurso de acreedores. La empresa debe a su mayor acreedor, el propietario de la tienda del grupo en la Quinta Avenida, 426.007 dólares, según Apparel Resources.

Este movimiento se produjo apenas un mes después de que G-Star Raw también llevara a concurso de acreedores a su filial en Australia, donde opera en 57 tiendas y cuenta con doscientos empleados. Justin Ealsh, Stewart McCallum y Sam Freeman, consultores de EY, fueron nombrados administradores, según News.com.

G-Star nació en 1989, cuando el empresario holandés Jos Van Tilburg desarrolló una línea de denim para la marca local Second Group. Aquella colección se llamó Gap Star y fue el punto de partida de un proyecto más ambicioso bajo el nombre de G-Star.

Comparte este contenido:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest